Qué ver en San Cristóbal de la Laguna para sentirte un explorador del Nuevo Mundo

qué ver en San Cristóbal de La Laguna Teenerife

Hay rincones en el mundo que te pegan una sacudida nada más poner un pie en ellos.

Lugares que tienen un poder increíble, el poder de transportarte a otro país e incluso a otra época. Esto ocurre en San Cristóbal de La Laguna, un pueblo mágico al noreste de Tenerife.

Sus callejuelas, sus plazas y sus coloridos palacetes te lanzan como un Sputnik a cualquier ciudad colonial del Nuevo Mundo. En un abrir y cerrar de ojos te trasladas a esos rincones caribeños que los exploradores y piratas europeos frecuentaban allá por los siglos XVI y XVII.

Pasear por sus calles es pasear por La Habana y Trinidad en Cuba o por Santo Domingo en República Dominicana.

La brisa colonial lo impregna todo.

Si quieres sumergirte en los mitos y leyendas de La Laguna y descubrir los rincones que debes visitar para sentirte como un auténtico explorador… sigue estos sencillos pasos:

  1. Ponte cómodo.
  2. Dale al PLAY para ambientar el lugar en el que estés, ya sea el “trono”, la cama o la oficina. ¡Nos vamos al Caribe sin salir de España, mi amol!
La Laguna qué ver

¿Dónde está San Cristóbal de La Laguna?

Esta ciudad repleta de historia se localiza al noreste de Tenerife, la isla con forma de pato.

Será que pasaba mucho tiempo de pequeña mirando las nubes pero yo claramente veo un pato, ¿o no?

La Laguna es la segunda ciudad más poblada de Tenerife, por detrás de la capital (Santa Cruz) y la tercera de todas las islas Canarias.

San Cristóbal de La Laguna Mapa

Curiosidades molonas sobre San Cristóbal de La Laguna: ciudad patrimonio

Podría explicarte la historia de esta ciudad a golpe de párrafo, con bien de nombres de personas muertas y cifras pero, sé de buena tinta que tu cabeza le dará al RESET en cuanto cambies de pestaña en el ordenador.

Dicho lo cual, me limito a dejarte un listado de curiosidades y datos molones sobre La Laguna que puedas recordar sin volverte loco:

  • Los pobladores originarios de la isla no fueron los ingleses y alemanes quemados como gambas sino los guanches. Ellos llamaban Aguere a la laguna que existía en esta zona.
  • Tras la conquista de Tenerife, los “godos” o habitantes de la península levantaron una nueva ciudad, La Laguna, que se convirtió en la capital del archipiélago canario hasta 1833.
  • San Cristóbal de La Laguna fue fundada por el Adelantado Alonso Fernández de Lugo, elegido por los Reyes Católicos para conquistar la isla. No le otorgaron el mando de la expedición porque fuese el más “adelantado” de su clase… no. Adelantado era el título que recibía el responsable de llevar a cabo un encargo por mandato real, en este caso, hincar la bandera de Castilla en la isla y gobernar la zona conquistada.
  • Su nombre actual se debe a que el día de la conquista, 25 de julio, el santoral correspondía a San Cristóbal, patrono de los viajeros. Podría haber sido cualquier otro, por ejemplo el 19 de enero, día de San Canuto. El nombre hubiese quedado curioso…
  • Es la primera ciudad de la época (siglo XV) construida sin murallas y su modelo urbanístico sirvió de ejemplo a seguir para las ciudades del Nuevo Mundo. Por esta razón te trasladas a todas esos rincones coloniales al pasear por sus calles.
  • Su casco histórico se conserva casi intacto desde entonces y es Patrimonio de la Humanidad.
  • Las broncas entre los de Villa Arriba y Villa Abajo no las inventaron en el equipo de marketing de Fairy. El primer asentamiento lagunero recibió el nombre de Villa de Arriba y unos años más tarde se creó la Villa de Abajo.
  • Fue la ciudad natal del famoso pirata Amaro Pargo, del cual cuenta la leyenda que tenía una relación “muy especial” con su confesora, la monja de clausura, sor María o “la siervita”. ¡Ayyy piratillaaa…!

Amaro Pargo

He aquí el pibonaco… 😧

¿Cómo llegar a La Laguna en Tenerife y cómo moverse por la isla?

Tenerife cuenta con dos aeropuertos:

  • Tenerife Norte o Los Rodeos en el municipio de La Laguna.
  • Tenerife Sur, como bien dice su nombre al sur de la isla, a unos 60 km San Cristóbal de La Laguna.

 

Para mí, la mejor forma de moverse por la isla es alquilar un coche y disfrutarla a tu aire pero si no tienes carnet, te da canguele conducir por un lugar que no conoces, tienes la pata chunga o el pero que sea, puedes desplazarte en autobuses o guaguas.

san cristobal de la laguna patrimonio de la humanidad

¿Qué ver en el casco histórico de San Cristóbal de La Laguna?

Nada más llegar al centro histórico de la ciudad sentirás esa sensación de estar viviendo en otra época, de haberte trasladado en un segundo al Caribe del siglo XVI. El clima, el colorido de las fachadas y el acento de los tinerfeños ayudan mucho a ponerte en escena, claro.

La ruta colonial comienza en la plaza del Adelantado y te llevará una mañana, si la realizas con calma.

flecha Plaza del Adelantado

La plaza del Adelantado se sitúa en el mismo lugar que ocupaba Villa Abajo, uno de los primeros asentamientos de la isla.  Fue el centro del poder político en los siglos XVI-XVII y, como mandaba la moda de la época, la plaza se diseñó en estilo renacentista. Era el lugar donde estaba todo el jaleo de la ciudad. No había fiesta, mercado, ejecución o procesión que no tuviese como escenario esta plaza.

El cuadrilátero recibe su nombre en honor del Adelantado Alonso Fernández de Lugo, ese señor del que hemos hablado antes, que colocó su residencia en todo el “cogollito”.

Su muerte está envuelta en muchos misterios y parece que crió a unos hijos muy cabroncetes porque, según cuenta la tradición, se lo cargaron para heredar el título.

Cuando llegues a ella, echa un vistazo (largo o corto, como gustes) a:

  • ermitaLa Ermita de San Miguel Arcángel. La más antigua de la ciudad.

  • palacio2 Palacio de Nava

Fue el lugar de reunión, el “local de moda” de los intelectuales del siglo XVIII y según narra la obra La tertulia de Nava, allí se rajaba más que en Sálvame:

“…lo mismo se discutía sobre la pluralidad de los mundos, se leía el último libro secreto llegado a la isla desde Europa o se comentaba lo bueno que estaba el vino que habían bebido en la última excursión a Geneto. No todas las reuniones tenían carácter pacífico; había otras más tumultuosas y movidas, porque la Tertulia, vino a poner en pie de guerra a los intelectuales de la ciudad”.

  • ermitaConvento de Santa Catalina de Siena

Lo primero que llamará tu atención es el precioso mirador de madera tallada pero lo más interesante son los chascarrillos, curiosidades y leyendas que han ocurrido en su interior. Una vez al año, el 15 de febrero, puedes visitar el cuerpo incorrupto de La Siervita, sí la monja de clausura de la que hemos hablado y que tenía mucha “amistad” con el pirata Amaro Pargo.

Según cuenta la leyenda, cuando Amaro se enteró de la muerte de sor María, regresó a La Laguna y ordenó desenterrar su cuerpo que llevaba 3 años bajo tierra. Para sorpresa (y acojono) de todos, descubrieron que la monja permanecía incorrupta. Amaro mandó construir un sarcófago para que todos pudiesen contemplarla y descansa en él desde entonces.

La Siervita

Así, a simple vista, parece un muñeco de cartón piedra pero oye… la fe es la fe.

La segunda leyenda trata de amores furtivos, el que se profesaban sor Úrsula, una monja de clausura del convento, y Jerónimo de Grimón y Rojas, hijo del dueño del palacio de Nava, allá por el siglo XVII. La única forma que tenían de “verse” era a través de una ventana, situada a la derecha del altar mayor, que permitía a las monjas de clausura asistir a los oficios religiosos.

El amor hizo que los dos intentasen huir juntos en un barco. Unos dicen que ella iba vestida de paje (imagínate qué cuadro), otros que él se disfrazó de mujer. Sea como fuere, los pillaron con las manos en la masa antes de partir.

Él fue condenado a muerte en la plaza del Adelantado y ella enviada de nuevo al convento con el drama de tener que presenciar la muerte de su amado desde el interior y contemplar su cabeza clavada en un pica durante días.

casco historico la laguna

dracoEl Drago

Si nunca antes has visitado las islas, este árbol endémico de Canarias y que parece sacado de una peli de ciencia ficción te llamará bastante la atención.

Según la leyenda, los dragos son los hijos que nacieron de las gotas de sangre de Ladón, el dragón que vigilaba el Jardín de las Hespérides, ubicado en Canarias.

Mito y realidad se unen gracias a la resina roja que exuda su tronco, una especie de “sangre de dragón” a la que se asociaban propiedades medicinales y mágicas.

san cristóbal de la laguna tiempo

flecha Calle Carrera o calle del Obispo Rey Redondo

La calle del Obispo Rey Redondo, antigua calle Carrera, une la plaza del Adelantado (Villa Abajo) con la iglesia de la Concepción (Villa Arriba), primer asentamiento de la ciudad.

Cuando comiences a recorrerla fíjate en un dato curioso, el trazado no es recto sino que hace una extraña curva que impide ver la torre de la iglesia.

¿Sabes por qué?

Una de las leyenda cuenta que nuestro querido Adelantado no se llevaba muy bien con el poder eclesiástico de La Laguna así que ordenó trazar esta calle en curva para no verlos desde su casa.

Otra narra que el Adelantado se mudó desde Villa Arriba a Villa Abajo por una trifulca amoroso-vecinal que acabó con el asesinato de uno de sus hijos. Para no ver nunca más la casa de los asesinos desde su nuevo hogar, trazó la calle de la Carrera con esta famosa curva.

Según las crónicas históricas, todas estas conjeturas entorno al cambio de hogar del Adelantado son leyendas y la realidad de la mudanza obedece más a un interés personal y a la motivación de diseñar el plano de la nueva ciudad según la moda que imperaba en ese momento, es decir en cuadrícula o damero.

calle La Carrera

Una vez tomes la calle de la Carrera hacia la plaza de la Concepción, gira tu cabeza hacia la izquierda para contemplar:

  • La casa del corregidor. Es uno de los edificios más antiguos de la ciudad aunque de la construcción original solo conserva la portada de piedra volcánica roja.
  • La Alhóndiga. Un palacete de color azul que antaño fue lugar de abastecimiento de trigo.
  • La casa de los Capitanes Generales o casa de Alvarado-Bracamonte. En su interior se encuentra la oficina de turismo.

A mitad de camino y a mano derecha, te toparás con la catedral de La Laguna, la catedral de Nuestra Señora de los Remedios, levantada sobre una ermita del siglo XVI.

Desde este lugar, si alzas la mirada al frente, contemplarás la torre de la iglesia de la Concepción, lugar en el que se creó Villa Arriba, el primer asentamiento tras la conquista.

Tras tomar un piscolabis por la zona y relajarte debidamente, gira a la derecha desde la Catedral para llegar hasta las calle San Agustín (paralela a la calle de La  Carrera), otro de los puntos calientes del pasado colonial de La Laguna.

flecha Calle San Agustín en San Cristóbal de La Laguna

Dedica un tiempo a recorrerla, no tengas prisa.

Saborea el ambiente, fija tu mirada en cada palacete y entra en sus interiores para contemplar los maravillosos patios que esconden.

la laguna tenerife turismo

En esta calle encontrarás joyas del pasado como la Casa Salazar, Casa Montañés, la Iglesia y Hospital de Nuestra Señora de los Dolores y el antiguo Convento de San Agustín.

Entre todos los palacios, uno reluce como un brillante: Casa Lercaro.

palacio2 Palacio de Lercaro

Es uno de los palacetes más chulos de La Laguna. Perteneció a una familia de comerciantes genoveses que se instalaron en la ciudad tras la conquista y hoy en día es la sede del museo de Historia y Antropología.

La casona te dejará de piedra por dos razones:

  • Su increíble belleza.
  • La leyenda popular que aguarda en su interior. Según ésta, la casa sigue habitada por el fantasma de Catalina de Lercaro. 

Leyenda de Catalina Lercaro

Catalina vivía muy feliz entre algodones allá por el siglo XVI, su familia tenía pasta y no le faltaba de nada.

Todo iba genial hasta que le obligaron a casarse con un hombre mayor que le daba mucho repelús. Tan feo debía de ser el tipo que Catalina decidió suicidarse el día de su boda lanzándose al pozo que había en la parte trasera del palacio.

La iglesia se opuso a que recibiese la cristiana sepultura, osease, que fuese enterrada dignamente y la familia optó por tapiar el pozo y a otra cosa mariposa.

Desde entonces, las historias sobre el fantasma de Catalina siguen presentes en imaginario popular y muchos dicen sentirla correteando por el palacio.

Mapa de san Cristóbal de La Laguna

No creo que te pierdas en el casco histórico de La Laguna porque es pequeñito pero, por si las moscas, aquí tienes un mapa turístico que te ayudará a orientarte.

Hoteles con encanto para sentirte como un explorador del “Nuevo Mundo”

Despertarte entre las paredes de un antiguo palacete renacentista y tomarte un café como si fueses el Adelantado Alonso Fernández de Lugo, es una experiencia que no olvidarás en la vida. De vez en cuando es bueno para el coco darse un caprichito y éste bien podría ser uno de ellos.

El casco histórico de San Cristóbal de La Laguna alberga varios hoteles con mucho encanto como el Hotel Nivaria, La Laguna Gran Hotel, MC San Agustín o el hotel Aguere que te harán sentir, una vez más, en otra época.

Tenerife tiene una base hotelera enorme y para todos los bolsillos, desde apartamentos a pie de playa hasta hoteles boutique como los que te he comentado.

En mi viaje a Tenerife para grabar Viajeras con B, junto a Esmeralda Moya, nos alojamos en el hotel Barceló Santiago, al sur de la isla.

Amanecer con esas vistas hacia los acantilados de los Gigantes quitan el hipo, literalmente, y te hacen sentir como un explorador.

Un explorador moderno, pero explorador al fin y al cabo.

Los Gigantes
Barceló Santiago
Acantilados de Los Gigantes
Hotel Barceló Santiago

Si quieres hacer un viaje parecido al nuestro, pásate por cualquier agencia de B the travel brand y echa un ojo a las posibilidades que te ofrecen para conocer Tenerife. Y cuando vuelvas… ¡cuéntamelo todo!

Blog de Viajes Mochileros

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *