Dos tesoros “enfrentados” de Estambul que no puedes perderte

que ver en Estambul

¿Tú de qué eres? ¿Durum o kebab? ¿pollo o ternera?

Decisiones fundamentales a las 5 de la madrugada…difícil elección.

Esa misma indecisión me aturulla a la hora de decantarme entre los dos tesoros que esconde Estambul, la capital de Turquía: ¿Santa Sofía o Mezquita Azul?

Si tengo que elegir, ni una, ni la otra, me quedo con las dos.  :-)

Puede que ahora te comiencen a surgir las dudas:

  • ¿En qué lugar de Estambul se localizan?
  • ¿Hay que pagar para visitarlas?
  • ¿Puedo entrar vestido/a  con el disfraz de Bob Esponja?
  • ¿Merece la pena verlas por dentro o con una ojeadita desde el exterior voy que chuto?
  • ¿La cola para entrar recorre tres cuartas partes del planeta?

Como dijo Freddy Krueger: “vayamos por partes”.

1. Basílica de Santa Sofía

Santa Sofía o Ayasofia (en turco) es uno de los símbolos de Estambul.

La imponente edificación ha pasado por todos los palos. Ha sido catedral católica bizantina, catedral católica de rito latino, mezquita, y desde 1935, museo.

Sólo falta que le pongan cuatro luces y la conviertan en “after”.

Santa Sofia Estambul

¿Dónde se encuentra Santa Sofía?

En este mapita puedes ver que la mayor parte de los sitios chulos de Estambul se localizan en el barrio de Sultanahmet, en la parte Occidental de Estambul (espero no lea esto Amancio Ortega que en dos días planta un Zara y 3 Bershka al lado).

qué ver en Estambul

La mayoría de viajeros que visitan Estambul se alojan en Sultanahmet o Beyoğlu.

  • Si optas por Sultanahmet tan solo tendrás que caminar un poquito hasta Santa Sofía.
  • Si te alojas en Beyoğlu, lo más sencillo y económico, es coger la línea 1 del tranvía: parada Sultanahmet.
santasofia4

¿Hay que pagar para entrar?

La respuesta es .

Normalmente, la entrada a cualquier iglesia/mezquita suele ser gratuita, entonces…¿por qué hay que pagar?

Como te he comentado unas líneas más arriba, Santa Sofía es un museo y para verla tienes que soltar la panoja.

La entrada cuesta 30 liras (unos 10 €) y es gratuita para los menores de 12 años.

Abre de martes a domingo en horario de 9:00 a 17:00 (Noviembre-Marzo) y de 9:00 a 19:00 (Abril-Octubre).

Santa Sofia Estambul

¿Cómo hay que ir vestido?

No se exige una vestimenta especial para entrar, es decir, no hace falta que te cubras la cabeza, brazos y piernas con doscientos refajos.

¿Qué esconde Santa Sofía en su interior?

Santa Sofía esconde una combinación perfecta entre Oriente y Occidente, mezcla de culturas, mezcla de arte y de historia.

La sensación que se siente al entrar es de asombro: el espacio inmenso, la destellos dorados de la cúpula, los medallones tamaño XXXXL (recuerdo de su etapa como mezquita), las lámparas colgantes, el color negruzco de la piedra…impresiona.

Santa Sofia Estambul

Esta especie de casetita se conoce como logia y se accede a ella por un pasillo privado.

Era utilizada por el sultán para orar sin ser visto, evitando de este modo, atentados contra su persona.

Santa Sofia Estambul

La Mezquita Azul

El otro tesoro de Estambul, una de las mezquitas más bellas del planeta.

El apodo de “azul” deriva de los 20 mil azulejos de color azul que se emplearon para construir la cúpula.

Su nombre real, el menos conocido, es Mezquita de Sultanhamet.

mezquita azul

¿Dónde se encuentra la Mezquita Azul?

La mezquita Azul se localiza frente a la Basílica de Santa Sofía. Dos tesoros que se miran a la cara mutuamente, en perfecta armonía.

Para llegar hasta la mezquita, sigue las mismas pautas que las comentadas para Santa Sofía: a pata o tranvía.

¿Hay que pagar para entrar?

La entrada es gratuita y el horario de apertura es de 9:00 a 19:00, de lunes a domingo.

OJO: no se puede acceder a la mezquita durante los 5 rezos diarios.

mezquita azul

¿Cómo hay que ir vestido?

Si nunca has visitado una mezquita presta atención. Si tienes más callos que Husain Bolt visitando mezquitas…ya te sabes toda la parafernalia.

Vestimenta para los hombres:

  • Lleva cubiertos los hombros y las rodillas.
  • Viste con ropa holgada (no hace falta que te pongas un saco pero tampoco vayas con camiseta de licra marcando abdominal).
  • Deja el calzado en el zapatero comunal de la entrada.

Vestimenta para mujeres:

  • Debes seguir las mismas pautas de vestimenta que los hombres y además, llevar cubierta la cabeza.

Si no tienes doscientos pareos en el bolso para cubrirte como una cebolla no te preocupes, en la entrada te entregan todo el kit necesario.

que ver en Estambul

¿Qué esconde la Mezquita Azul en su interior?

Un espacio diáfano con millones de destellos azules que quita el hipo. No podrás parar de mirar al techo pensando: joder, qué pasada”.

Cada detalle hace que al ambiente sea sobrecogedor:

  • Las lámparas circulares de proporciones descomunales.
  • Las cúpulas inmensas.
  • El silencio sepulcral (roto por algún que otro móvil).
  • El espacio reservado al culto.
  • El suelo amoquetado (madre mía, pobre del que tenga que pasar allí el aspirador).
  • El olorcillo a pies.

mezquita azul

Ambas impresionantes e impactantes.

Y tú, ¿eres de durum o de kebab? ¿Mezquita Azul o Santa Sofía? Cuenta, cuenta.

P.D. Puedes reservar diferentes visitas guiadas en español por Estambul desde aquí.

Datos útiles

Blog de Viajes Mochileros

4 Comentarios

  • Francesc dice:

    Muy de acuerdo con tus comentarios y añadir que estas dos visitas pueden complementarse con el paseo por el antiguo hipódromo romano y la visita a la cisterna Basílica, ambos colindantes con Santa Sofia y la Mezquita Azul.
    Disentir un poco en que la mayor parte de los sitios chulos de Istanbul están en esta zona. Hay diversos Istanbules en la misma parte europea y en la parte asiática por descubrir, pero esto ya forma parte de otros tesoros.
    Salud!

    • Marta dice:

      ¡Hola Francesc!

      ¡A mí me encantó la basílica de la cisterna también! Bueno, y el Palacio Topkapi y los baños árabes…y todo. ?

      La verdad que la parte asiática no la recorrí mucho, estuve viendo el atardecer desde allí y poco más así que me queda pendiente para la próxima.

      Estambul tiene taaaaaaaanta historia y lugares para descubrir que hacen falta varios viajes.

      Muchas, muchas gracias por pasar un ratito de tu tiempo leyendo mis artículos.

      Un besazo y espero que otros artículos te sirvan de ayuda, inspiración o entretenimiento.

  • Aunque admiro ambos monumentos, la verdad que para mi el debate esta muy desbalanceado hacia el lado de Santa Sofía, solo con el hecho de pensar que en el momento de que se levantó la Mezquita Azul, Santa Sofía llevaba mil años de pie lo dice todo. De hecho, ni siquiera los arquitectos otomanos fueron capaces, pese a que lo intentaron, en alcanzar la altura de Santa Sofía.

    Para mi gusto, y esto es otra opinión personal, incluso a nivel de mezquitas me parece mas impresionante la de Suleimán, porque su presencia es capaz de dominar el paisaje a distancia y su interior es más logrado. Pero como todo son opiniones.

    un beso

    pd te corrijo una errata Santa Sofía fue fundamentalmente catedral ortodoxa, sólo fue catedral católica durante el imperio latino, tras la conquista de los cruzados de Constantinopla

    • Marta dice:

      ¡Hola Miguel!

      Yo si tengo que elegir también me quedo con Santa Sofía.

      Su interior me impresionó mucho más, probablamente por los siglos y siglos de historia que tienen esas paredes oscurecidas.

      ¡La próxima vez que visité en Estambul te tengo que contratar de guía que te conoces la ciudad al dedillo!

      Muchas gracias por comentar y dejarnos un poco de sabiduría.

      Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *