➨ 9 Cosas que sé hacer cuando viajo

cosas que se hacer cuando viajo

Hoy vengo con un post diferente, Juan, blogger de Tu, Yo y mi Mochila me ha retado a pensar en 9 cosas que sé hacer cuando viajo.

Después de darle muchas vueltas a la cabeza y llegar a la conclusión de que tengo que comprarme una lavadora-secadora y que llega el verano y estoy más blanca que la tiza… lo que pude sacar en claro es esto:

”Jode … pues no sé … lo mismo que todos … gastar mucho y engordar ¿no?”

Fue entonces cuando decidí abrir la nevera, coger una cerveza y en ese mismo instante empecé a recordar todas las cosas que sé hacer cuando viajo.

1. Sé tener calcetines limpios

calcetines

Sí así es, y no porque me lleve 200 pares de calcetines sino porque en la mochila/maleta nunca me falta una cuerda y jabón.

Unas veces jabón para el pelo, así consigo que mis calcetines huelan la mar de bien a Pantene, Fructis o el champú que esté de oferta en el súper y otras veces los dejo como los chorros del oro con jabón chimbo de toda la vida. El mismo que usaba tu abuela/madre para sacar TODAS las manchas con algún tipo de súper poder especial.

Una vez limpios me monto el chiringuito-tenderete con la cuerda y listo. Este es el truco del almendruco para viajar con dos trapillos y parecer que siempre vas más impoluto que Don Limpio.

Estarás pensado que soy un poco pija y que lavanderías existen a lo largo y ancho de todo el mundo mundial… En el caso de países como India… casi prefiero que mi ropa limpia huela a Pantene y no a manteca de cerdo…llámame rara.

2. Sé quemarme como un cangrejo

rojo cangrejo

No sé como lo hago pero no falla, da lo mismo que me lleve crema solar con protección 250 en la mochila o me la compre en el destino, siempre la lío.

Se me olvida, se me pierde, me la mangan…¿me la como en sueños? No lo sé, pero siempre acabo tostándome cual gamba y mira que tengo la piel tan reflectante que los rayos deberían rebotar y quemar al de al lado.

3. Sé no pasar apuros escatológicos

papel de culo

¿Cómorrr?

Cuando viajas a países menos habituales, es decir, cualquiera que no sea Europa, es probable que tu flora y fauna interior se resientan y tengas que visitar el WC con más frecuencia que un señor de 110 años.

A no ser que tengas la suerte de estar en Japón donde los baños tienen de todo lo imaginable y puedes pasar allí más horas que en el sofá de tu casa, lo más probable es que el apretón te pille en medio de la nada sin más aliciente que un agujero negro en el suelo.

Por esta razón SIEMPRE, y digo SIEMPRE llevo papel de culo encima y puedo salir de estas situaciones con cierta dignidad.

Que la caca no te gane la batalla, ¡lleva papel!

4. Sé hacer que no me timen (o me timen un poco menos)

timo tailandés

¿Cómo consigo esto? ¿Tengo pinta de mafiosa? ¿Tengo una cuadrilla de matones que me protege?

Noooo. Lo que se hacer es estudiarme como la tabla de multiplicar todos los timos del destino que voy a visitar y ser un poco más cuca.

De todas formas, para cucos ellos y al final siiiiiempre te timan en alguna cosilla, poca cosa si me haces caso y te estudias las estratagemas que utilizan con la mayoría de turistas en países del Sureste Asiático como Tailandia. Aquí puedes leer largo y tendido sobre los timos más típicos en el país de la sonrisa y el pad thai, para que luego no digas que no te avisé

5. Sé viajar más ligera que un gorrión

mary-poppins

Seguramente has visto en aeropuertos, estaciones de autobuses, trenes o por la calle viajeros que van arrastrándose cual limacos por el suelo por el peso que llevan encima de sus espaldas con doscientas mochilas grandes, pequeñas, otra por delante, gorro en la cabeza y cantimplora colgando.

Al ver estas situaciones siempre me acuerdo de las tardes de verano en el sofá con la TV encendida y el Tour de Francia a todo volumen. La “tete de la course” y todo el pelotón tenían la misma cara de agonía que estos pobres viajeros con las gotas de sudor chorreando por la frente y ese gesto en la cara de estreñimiento

Pues bien, eso es lo que NO hay que hacer para viajar.

Lo reconozco, yo era una de esas del pelotón con una maleta tan llena de cosas que me río yo del bolsito de Mery Poppins.

Claramente sufría de “porsiacasísmo, grave enfermedad que comienza a edad temprana y para la cual no existía vacuna en la generación de nuestras madres.  Lo llevaba todo, no vaya a ser que llueva, granice, nieve en pleno Agosto en Benidorm o un tifón unido a una tormenta tropical arrase Cuenca.

Tranqui, si sufres de esta enfermedad tan común tengo la solución. En este artículo te cuento todo lo que tienes que llevar en la mochila/maleta para viajar ligero como un gorrión.

6. Sé perderme y encontrarme siendo ¡Mujer!

perdida

Bueno…¿Quién no se ha perdido alguna vez y se ha vuelto a encontrar?

Todos, más que nada porque si aún no me hubiese reencontrado continuaría vagando por el mundo buscando la calle esa, Número X, donde está el templo aquel junto a la calle tal, al lado de la fuente Z y Paco Lobatón seguiría con su programa “Quién sabe dónde” petándola después del telediario de las 3 y Jorge Javier Vázquez y todo SÁLVAME si hubiesen extinguido.

Y para más INRI, sé buscar un lugar y encontrarlo siendo mujer, así que amigos del sexo masculino, ¡no sois los únicos que entendéis los mapas! Aunque tenga que darle 15 vueltas al dichoso plano, al final siempre encuentro lo que estoy buscando,  a cabezona no me gana nadie.

7. Sé poner cara de vinagre

caravinagre

No me digas que no te resulta familiar ese gesto, es la mezcla resultante de la combinación de tu cara de asco y el pensamiento: “Pero qué me estás contando”.

Si has viajado a algún país del Sureste Asiático, por no hablar de India, este gesto lo habrás desarrollado por simple evolución humana y necesidad y es el resultado de intentos continuados en el tiempo de tocarte las pelotillas. En este artículo sobre las sensaciones que todo viajero tiene en India puedes ir familiarizándote con los hechos que desencadenan tu “cara vinagre”.

8. Sé ser y parecer la típica turista

turista

Por mucho que quiera negarlo o dejarlo pasar como si la cosa no fuese conmigo, en mi vida viajera he pasado por momentos que me delatan como turista y no sólo como turista sino como la “típica turista”.

¿Quién no se ha hecho alguna foto sujetando la torre de pisa, dándole un beso a la esfinge de Giza en Egipto o cruzando el paso de cebra como los Beatles en Abbey Road?

Yo sí…y tu también. Si lo niegas estás mintiendo como un bellaco que no sé qué tipo de animal o cosa es pero debe mentir mucho.

Los años y las experiencias hacen que tu forma de viajar, ver las cosas y fotografiar cambie pero los hechos están ahí, y todos hemos sido ultra súper mega turistazos alguna vez sino échale un ojo al álbum de fotos que tiene tu madre en el 3º cajón del armario del salón y luego me cuentas.

9. Sé poner cara de corderito degollado

corderito

Este cara de “yo no he roto un plato”, junto al jeto de caravinagre son dos habilidades que debes desarrollar para enfrentarte a cualquier viaje que estés planeando y para la vida en general.

 ¿Para qué necesitas saber poner cara de corderito degollado?

  • Para cruzar fronteras terrestres y que el oficial de turno te haga los papeles.
  • Para que te hagan un hueco en un hotel cuando llegas a las 12 de la noche sin avisar.
  • Para que te metan en el siguiente tren a Honolulu porque has perdido el tuyo por quedarte dormido.
  • Para hacerte el tonto cuando te quieren poner una multa por no poner el papel de la zona azul
  • Para todo.

¿Y tu? ¿Qué sabes hacer cuando viajas?

Blog de Viajes Mochileros

8 Comentarios

  • ja ja ja ja ¡me parto! Ahora me toca contarlas a mí, que me han nominado… A ver qué se me ocurre, besotes de la cosmopolilla

    • Marta dice:

      Hola Patri!

      ¡Yo sudé tinta china para pensar en qué puñetas sé hacer cuando viajo! A parte de gastarme todo lo que tengo y lo que me dan no se me ocurría nada, menos mal que la cerveza despeja la mente XD.

      Un besazo

  • Carolina dice:

    jajajaja me he reído demasiado con tu post! Sobre todo con el desarrollo de la técnica “cara de vinagre”, jajajaj y la del papel confort (papel higiénico) ¡Saludos desde Moscú!

    • Marta dice:

      ¡Hola Carolina!

      ¡¡Jaja me alegro de que te hayas echado unas risas!!
      Me ha hecho mucha ilu ver que tu también eres historiadora, entre todos podemos dominar el mundo…

      ¡Un abrazo y viva Rusia!

  • Miriam dice:

    Hola!

    Me meo con tu blog!

    Pues yo sé ir con paraguas debajo del sol aunque sea la única, y sin verguenza!

    Saludos,
    Miriam

    • Marta dice:

      ¡¡Hola Miriam!!

      ¡¡¡Qué ilusión me hace leer tu mensaje!!!! ??

      Ostras, lo tuyo tiene mérito jajaja. Si los asiáticos van todo dignos, tú también, di que sí.

      Un besazo

  • Teresita Moreno dice:

    Hola!!

    Yo se aprovecharme de los dias gratis en museos y parques…..

    • Marta dice:

      ¡Hola Teresa!

      ¿Días gratis en los museos?

      ¡Ya me dirás como lo haces! Yo no pillo ni uno. ?

      Un agrazo y gracias por pasarte un rato por aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *